Artritis Reumatoide en el Pie y Tobillo

La artritis reumatoide (AR) es una enfermedad en la que ciertas células del sistema inmunológico sufren una disfunción y atacan las articulaciones saludables.

Los problemas en el pie ocasionados por la AR ocurren con mayor frecuencia en la parte anterior del pie (la región metatarsiana, cerca de los dedos), aunque la AR también puede afectar otras áreas del pie y del tobillo. Los signos y síntomas más comunes de los problemas del pie relacionados con la AR, además de la apariencia anormal de las deformidades, son el dolor, hinchazón, rigidez de la articulación y dificultad para caminar.

Las deformidades y las enfermedades asociadas con la AR pueden incluir:
• Articulaciones dislocadas del dedo del pie
• Dedos en martillo
• Juanetes
• Dolor en el talón
• Dolor en el tendón de Áquiles
• Pie plano
• Dolor de tobillo

El dolor en los talones es una causa frecuente de consulta en traumatología. Las causas son múltiples, pero la más frecuente es la fascitis plantar.

Espolón calcáneo es la calcificación de la fascia plantar en su inserción en el calcáneo, debido a una inflamación crónica.

¿Es el espolón lo que causa el dolor?
Alrededor del 50% de los pacientes con fascitis plantar tienen espolón calcáneo. Esta formación de hueso parece ser la reacción a la estimulación mecánica de la fascia plantar. Pero vemos también muchos pacientes con espolón calcáneo que no tienen ningún síntoma. De manera que el espolón no parece ser la causa directa del dolor, sino que es más bien la consecuencia de la fascitis plantar.

Tratamiento

Plantillas
2. Infiltraciones
3. Tratamiento quirúrgico
a) Abierto
b) Endoscópico
c) Mínimo Invasivo o percutáneo

Dr. David Briceño H